Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘sombras’

Pequeños poemas (XIX)


 51
Carmíneas, blancas,
enarbola la jara
sus oriflamas.

52
En fragantes oleadas
el brezo anega
ribazos y vaguadas.

53
En su atalaya,
el vigía las sombras
ve cómo avanzan.

54
Véspero fulge
por llanadas y alcores,
entre dos luces.

Read Full Post »

[Me tiene en vilo]

Me tiene en vilo
ese incesante
juego de luces
en el follaje

Lo luminoso
cambia a sombrío
y lo sombrío
a luminoso

Por obra y gracia
del balanceo
del parpadeo
de las mudanzas
y contradanzas
tan exquisitas
de las hojitas

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.

Read Full Post »

Tras una noche de sueño ligero, entreverado de pesadillas de amargo regusto, emergía a la conciencia como un minero atrapado en un derrumbe es izado a la boca del pozo.
Me resistía a abrir los ojos. A lo mejor no había amanecido todavía.
Con el embozo hasta la barbilla, procedía a desarrugar los párpados apretados y crear una mínima hendidura.
Si, por tenue que fuese, mi retina percibía la claridad matinal, cerraba los ojos y me daba media vuelta en la cama.
Por rápida que fuese esa operación, tenía tiempo suficiente de comprobar la llegada de un nuevo día con su séquito de sombras proyectadas por los muebles.
En mi mente, esas figuras alargadas o rechonchas se multiplicaban y entremezclaban, inmovilizándome entre las sábanas
Daba igual que surgiesen de las rendijas del balcón o de las circunvalaciones de mi cerebro. Estaban allí, invitándome a formar parte de esa fantasmagoría.
En la pared de enfrente había un recuadro iluminado, de forma romboidal, muy picudo por su ángulo inferior derecho, que imantaba la mirada y que, dada la orientación de la cama, estaba abocado a contemplar.
En el centro de ese rombo se dibujaba la silueta de un ahorcado que se balanceaba.
De todos las imágenes que surcaban mis duermevelas, ninguna más pavorosa que esta tarjeta en la que habían estampado su firma esos seres planos y sin rostro.
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.

Read Full Post »

Conforme avanza el día


El sol, que ya alcanzó su esplendoroso cenit,
empieza a declinar. Lentamente desciende,
como una hermosa lámpara, por el límpido cielo.

Su cenit ya alcanzó. Majestuoso desciende
buscando la lejana línea del horizonte,
donde se ocultará velando su fulgor.

Ésta es la eterna historia de las fugaces horas,
los soles que declinan, las sombras invasoras.

La historia de los días, la historia de la fe,
tras la muerte nocturna, en otro amanecer.

Read Full Post »